Halas, Holan, Nezval, Orten y Seifert

Selección, traducción del checo y Preliminar de Clara Janés.

Cinco voces fundamentales de la poesía checa del siglo XX: las multifacéticas de Vitezslav Nezval y Jaroslav Seifert; las de estro dramático de Frantisek Halas y Vladimír Holan; y, finalmente, la de Jirí Orten, el poeta existencialista de origen judío muerto trágicamente a los veintidós años.

18,00

Categoría


Share

«El lector que navegue por las metálicas aguas que forman el fondo de estas páginas no será el mismo que antes de emprender su viaje: conocerá la materialidad del signo, el carácter impío de la historia y la musculatura lírica de todo un país. Ya lo dije a propósito de Herbert: en el Este se conserva, intacta todavía, la mejor poesía del siglo xx. Clara Janés lo sabe y nos lo hace ver. Su antología es un ejemplo por el criterio poético seguido, el altísimo gusto demostrado y la orfebrería literaria puesta al servicio del difícil arte de la traducción».

Jaime Siles, «Cinco poetas checos», abc literario, 6/5/94

«Entre el entusiasmo de 1922 –fecha de la fundación del Partido Comunista checoslovaco– y los primeros síntomas de alarma ante la evidencia del estalinismo… se reunieron en Praga los que sin duda serían los mejores poetas del siglo en la lengua checa. Bajo su genio recayó la responsabilidad, primero, de impulsar su idioma hacia la revolución y la vanguardia que perturbaban Europa poniendo al hombre –por primera vez y puede que última– frente a su propia libertad; y, luego, la de resistir los difíciles años del horror a ambos lados de un mundo acosado por la ceguera de las utopías…

»Más de uno, sin duda, saldrá de esta lectura confirmando al afilado Seifert de La columna de la peste o al Holan que tantea sin miedo en la cueva de las palabras, casi el más imitado, sí, y el más traducido al castellano. Pero también los habrá que desde hoy anden queriendo leer más (sin éxito) del Nezval desatado de “Edison”.

»En su lugar –terriblemente vivos– quedan Orten y Halas, poco o nada traducidos, así que cubriendo un hueco cierto (como sus compañeros de generación de la mano de Clara Janés, sin cuyo esfuerzo –hay que decirlo– lo poco que en castellano puede leerse de casi todos ellos sería hoy prácticamente nada entre ausencias y olvidos); los más imperfectos pero los que mejor representan la tragedia de unos años “capaces de arrojar a unos jóvenes que se embriagan en el gozo de vivir en la misma boca del abismo” (Janés)».

Juan Carlos Suñén, «La rata sobre el pecho de Ofelia», El País, 14/1/95

«En la traducción, Clara Janés no respeta la rima, elemento más bien limitativo, según el espíritu de Halas: “nunca hubiera sacrificado el verso a la rima”. Opta por la asonancia o traduce libremente. La parte melódica del verso no sufre por ello. Por el contrario, la melodía y el ritmo son para la poetisa Janés la base de la poesía… Janés no subordina los autores a la poética de sus propios poemas. Escucha incluso los más lejanos, por ejemplo Nezval, del cual insiste en los campos de alegría y humor, con el subtexto melancólico de la conciencia de la muerte».

Anna Housková, Svet Literatury, nº 8/Praga, 1994

Información adicional
Autor

ISBN

8487198171

Páginas

272

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Cinco poetas checos”